¿Cansancio, problemas digestivos o nerviosos? Controla el consumo de oligoelementos.

Los oligoelementos son componentes químicos imprescindibles en nuestro organismo.

 

Garantizan el buen funcionamiento de las células, encargadas de intervenir en los procesos metabólicos.

Se forman a partir de organismos vegetales y animales. La alimentación es la principal fuente para adquirirlos.

Es muy importante consumir oligoelementos en nuestra dieta diaria. Se encargan de combatir los cambios internos/externos que puede sufrir nuestro cuerpo por el cansancio, estrés o enfermedades. Su consumo activa el sistema inmune para evitar los cambios mencionados y procura que el organismo funcione adecuadamente.

¡Atención! El sistema inmunológico es muy quisquilloso y puede dejar de funcionar adecuadamente por déficit o exceso de oligoelementos. Por eso es esencial llevar una dieta equilibrada del consumo de todos los nutrientes, así nuestro sistema inmune puede producir las defensas necesarias para combatir cualquier agente extraño o para evitar el envejecimiento prematuro de nuestras células.

¿Te explico algunos de los más importantes y las funciones que realizan en nuestro organismo??

Aquí van! 

  • Aluminio (Al): Regula el sistema nervioso. Actúa como regulador del sueño. Se utiliza en casos de insomnio producido por sobrecarga intelectual y pérdida de memoria en niños y adolescentes.
  • Bismuto (Bi): Indicado en todas las afecciones e inflamaciones de la garganta: anginas, laringitis, amigdalitis y faringitis etc.
  • Calcio (Ca): Indicado para el equilibrio del sistema nervioso, constituir los huesos, los dientes y llevar un óptimo nivel de coagulación de la sangre.
  • Cobalto (Co): Indicado para problemas digestivos de todo tipo; cefaleas tipo migraña, acufenos, vértigos, trastornos funcionales digestivos, aerofagia, espasmos digestivos y vasculares
  • Cobre (Cu): Función antiinflamatoria, antiviral y anti infecciosa. Estimula las funciones de autodefensa del organismo, por ésta razón es un buen antigripal.
  • Flúor (F): Indicado en problemas oseo-ligamentarios de toda índole (osteoporosis, descalcificación, etc.), en trastornos del metabolismo del calcio.
  • Iodo (I): Regula el funcionamiento de las glándulas endocrinas, indicado en menopausia, obesidad, nerviosismo e hipertensión. Es un catalizador del tiroides y sus funciones por lo que está indicado tanto en híper como hipotiroidismo.
  • Litio (Li): Indicado en problemas de nerviosismo, irritabilidad, insomnio, problemas del comportamiento y de la afectividad.
  • Magnesio (Mg): Tratar problemáticas relacionadas con el crecimiento, dolores causados por inflamación de las raíces nerviosas, en el estreñimiento crónico y en estados de distonía neurovegetativa y otros como artrosis, artritis, raquitismo, etc.
  • Manganeso (Mn): Es un potente catalizador indicado en migrañas, cefaleas, etc. y en alergias (eccemas alérgicos, migrañas alérgicas, asma, alergias alimentarias, fiebre del heno.
  • Fósforo (P): Indicado en artrosis, osteoporosis, espasmos respiratorios, astenias cerebrales, contracturas musculares, espasmos musculares, calambres, tos ferina.
  • Potasio (K): Está relacionado con la actividad muscular y nerviosa periférica. Indicado en trastornos del metabolismo del agua: edemas, dolores reumáticos. Tónico cardiaco y muscular (calambres, etc.).
  • Azufre (S): Indicado para asma alérgica, alergias, bronquitis, disfunciones hepatobiliares, artrosis, migrañas, complemento en todas las patologías cutáneas; eccemas, dermatosis, psoriasis, urticaria, acné, etc.
  • Selenio (Se): Indicado para reforzar el sistema inmunitario. Dada su acción antirradical libre, estaría indicado para retrasar el envejecimiento celular.
  • Silicio (Si): Aumenta la elasticidad y resistencia de los huesos, previene la arteriosclerosis, retrasa el envejecimiento y equilibra el sistema nervioso. Se encuentra en los cereales integrales, la levadura de cerveza, el maíz, la calabaza, la sandía y la cola de caballo.
  • Zinc (Zn): Indicado en impotencia funcional, dificultad de regeneración tisular, disfunciones hepáticas y pancreáticas.

Ahh y recordarte que estas líneas son solo una idea general de nuestros amigos oligoelementos, recomendamos que antes de pasar al autoconsumo frenético de productos ricos en oligoelementos, se consulte previamente con un especialista; dietista, naturópata, herboristería, … Evitar autodiagnósticos, ya que una sintomatología puede ser causada por varios factores.

Próximamente más información práctica acerca de los oligoelementos!

 

Image: Daniel Pietzsch (Rock Balancing)

Anuncios

6 comentarios en “¿Cansancio, problemas digestivos o nerviosos? Controla el consumo de oligoelementos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s